5/13/2007

Juan José Flores

La realidad virtual ya está aquí


No pasará mucho tiempo para que Necochea comience a recibir un nuevo tipo de turismo: el virtual. Tal vez sólo falten unos años y algunos pasos más en el desarrollo de ciertas tecnologías que ya existen, pero que es necesario integrar y poner a trabajar juntas, para que los cibernautas puedan recorrer la ciudad, admirar sus monumentos, comparar precios en sus vidrieras e incluso comprar sin siquiera haberse movido de sus casas, en cualquier lugar del planeta que se encuentren.
Hace unos días el portal de internet Google dio un nuevo paso en un proyecto que en algunos años podría desembocar en paseos virtuales como el hipotético paseo virtual por Necochea que antes citábamos. La nueva versión de su programa Earth, que permite ver imágenes satelitales de cualquier rincón del planeta, incluida nuestra ciudad, contará con sonidos de cientos de ciudades de todo el mundo.
De esta manera los usuarios de Earth no sólo podrán ver las vistas aéreas de las ciudades desde distancias de apenas unos cientos de metros, también podrán escuchar sus sonidos: el tránsito, el agua que corre por sus ríos y las olas al romper sobre sus playas.

Un mundo virtual
Hasta hace algunos años e incluso en la actualidad, cuando se hablaba de realidad virtual la gente imaginaba cascos con sensores especiales, guantes con innumerables cables y trajes cargados de chips. Pero iniciativas como las de Google y otras empresas en Internet, permiten vislumbrar que la introducción de la realidad virtual en nuestra vida cotidiana será tan poco intrusiva que apenas nos daremos cuenta del cambio y tal vez cuando lo notemos, ya estemos insertados completamente en ella.
Un pequeño ejemplo de la presencia de la realidad virtual en nuestra vida cotidiana son los juegos. Quienes más disfrutan de ellos son precisamente los niños y adolescentes, que han nacido y crecen junto a esta tecnología. Hoy es posible verlos jugar en cualquier ciber con sus amigos, uno frente a cada monitor, en un gran escenario virtual. Pero aunque ellos se encuentren a pocos metros de distancia, esta tecnología está preparada para jugar online.
Las videoconferencia mediante los mensajeros instantáneos y las webcams son otros ejemplos de la lenta introducción de la realidad virtual en nuestra vida cotidiana. Hoy es posible hablar con nuestros amigos en España como si estuvieran en el living de nuestra casa, aunque la tecnología aún no permite que los veamos en tres dimensiones y la calidad de la transmisión de audio deja bastante que desear.
Según la Wikipedia, "la realidad virtual puede ser de dos tipos: inmersiva y no inmersiva. Los métodos inmersivos de realidad virtual con frecuencia se ligan a un ambiente tridimensional creado por un ordenador, el cual se manipula a través de cascos, guantes u otros dispositivos que capturan la posición y rotación de diferentes partes del cuerpo humano. La realidad virtual no inmersiva utiliza medios como el que actualmente nos ofrece Internet, en el cual podemos interactuar en tiempo real con diferentes personas en espacios y ambientes que en realidad no existen sin la necesidad de dispositivos adicionales al ordenador".
Mientras que la realidad virtual inmersiva prácticamente ha quedado en los terrenos de la ciencia ficción, la no inmersiva se encuentra cada día más presente en Internet, como las citadas videoconferencias, los juegos online o las webcam.
Estas últimas, por ejemplo, no sólo nos permiten ver a nuestros amigos mientras chateamos, también nos dejan espiar que está ocurriendo en distintos lugares del planeta. En el sitio web Opentopia se pueden ver imágenes tomadas por más de 1000 cámaras colocadas en lugares públicos de distintos países.

Dentro de la red
Pero la red de redes no solo nos permite en la actualidad espiar qué ocurre del otro lado del mundo. También nos permite interactuar. En este ámbito, Second Life es un verdadero mundo virtual poblado por 6.250.000 residentes. Estos residentes son dobles virtuales de los usuarios. Aunque aquí la palabra doble tiene un valor un tanto confuso, ya que en Second Life cada uno puede elegir su apariencia, su vestimenta, su edad, su sexo, su profesión, su comida favorita. Es, como su nombre lo indica, una segunda vida, en la que uno puede hacer lo que desee.
Aunque no se trata de un mundo perfecto. Desde el principio las grandes empresas que vieron el potencial de esta red virtual, invirtieron para tener presencia en ella. Así que es posible encontrar marcas de ropa, empresas de tecnología y hasta agencias de noticias que tienen sucursales dentro de Second Life. IBM, Pontiac, Sun Microsystems, Dell, Reuters, Cisco Systems, Adidas, Reebok, Toyota y Mercedes-Benz, entre otros, tienen sus propias agencias y sedes dentro del mundo virtual.
Pero el bombardeo de las empresas de marketing no es el único mal del mundo virtual, también ha aparecido el delito. Según un artículo publicado esta semana en PC Actual, "Second Life registra sus primeros casos de violencia sexual, estos actos se producen cuando el doble virtual de una persona es «hackeado» para que ejecute acciones sin su voluntad.Todo esto sucede con el agravante de que estos actos suelen producirse delante de otros avatares (usuarios), lo que supone una doble humillación. Estos supuestos delitos han sido ejecutados por ciber delincuentes que secuestran avatares ajenos en una acción semejante al «vudú» de la vida real".
"Uno de los casos más conocidos es el que tuvo lugar en LamdaMOO, un emplazamiento de Second Life, donde varios avatares fueron «abducidos» y comenzaron a participar en actos sexuales violentos frente a quienes estaban conectados allí en ese momento. El mes pasado se dio a conocer una situación de esta naturaleza en la que intervino la policía de Bélgica y, aunque en un principio se pensó que se trataba de una broma debido a lo insólito de la situación, éste nuevo tipo de violencia ha despertado gran interés ya que desde muchos foros se plantea la necesidad de legislar al respecto. La preocupación sobre estos hechos radica en que éstos puedan ser presenciados por menores o por personas que ya hayan sido víctimas de una situación similar en el pasado", agrega la nota.

Compras y paseos online
Pero una realidad menos "peligrosa" y más cotidiana a la que se están acostumbrado cada día más los usuarios de Internet es la comercial. El buscador Google complementa los avisos publicitarios que aparecen junto a los resultados de las búsquedas, con mapas en los que los navegantes pueden ubicar el punto exacto, incluso con imágenes satelitales, del lugar donde se encuentra un comercio. Y si ese sitio tiene su propia página web y un sistema de e-commerce, el visitante puede realizar compras.
Necochea todavía no cuenta con empresas que publiciten sus productos en este programa, pero si existen otros proyectos como el de un grupo de jóvenes estudiantes de Arquitectura de la ciudad de Mar del Plata, que están cargando réplicas en 3D de los principales edificios de la vecina ciudad y de la nuestra. En ese grupo se encuentra David Vázquez, quien ya ha creado réplicas del Casino, la Iglesia Santa María del Carmen y el frente marítimo de nuestra ciudad. El proyecto se puede ver en su weblog Necochea 3D. Allí también se encuentra la información necesaria para recorrer esa Necochea virtual.

Juan José Flores

Acerca de Juan José Flores -

Dibujante, periodista, blogger y escritor. Recientemente publicó en Amazon, en formato electrónico, la novela Horror en Colonquelú y la antología Cuentos para leer en el smartphone.

Recibe artículos de este sitio por email :