9/29/2009

Juan José Flores

La gran fuga de Hitler

Un artículo escrito por Frederic Sondern Jr. y publicado por la revista Reader`s Digest en 1951, refería que durante la Conferencia de Potsdam el dictador José Stalin manifestó que Hitler estaba vivo y se hallaba oculto en España o en la Argentina.
Esta semana las sospechas resurgieron cuando investigadores estadounidenses descubrieron que la calavera que se creía pertenecía a Hitler, era en realidad de una mujer. Los restos habían sido hallados por los rusos y estuvieron ocultos durante años. Se creía que eran la prueba de que el líder nazi se había suicidado, ya que tenía marcas de un disparo.
Históricamente los estadounidenses negaron que Hitler haya sobrevivido a la guerra y dieron por cierta la versión de que se había suicidado junto a su esposa en su búnker de Berlín.
Aunque esta versión siempre fue motivo de perspicacias y de infinidad de obras de ficción. En el filme Hellboy, por ejemplo, se bromea con la muerte de Hitler ocurrida en 1954. La novela Los niños del Brasil especula sobre la clonación de Hitler.
De acuerdo a la película Stauffenberg, Hitler no sobrevivió al atentado cometido en 1944 en un búnker.
Mientras que, más recientemente, James Thayer escribió la novela Eliminar al Führer, donde fabula sobre la posibilidad de que en realidad Hitler haya sido asesinado en su propio búnker.
Otros sostienen que Hitler murió en la Argentina o tal vez en Paraguay. Creen que los submarinos que se entregaron en los puertos argentinos al final de la guerra trajeron a los jerarcas nazis a sudamérica.
Hace un año, el periodista argentino Abel Basti dijo haber accedido a documentación del FBI que demuestra que el ejército estadounidense buscó a Hitler en España, en 1947.
Más allá de las especulaciones, lo cierto es que tanto Argentina, como Paraguay, España y hasta los Estados Unidos, dieron asilo a muchos de los jerarcas nazis que lograron escapar y a un gran número de científicos.
Las pericias realizadas ahora sobre restos de un cráneo que los rusos creían que pertenecía a Hitler, no hacen más que generar nuevas hipótesis. La verdad es que nunca sabremos qué ocurrió con Hitler, especialmente porque algunos poderes quieren que el misterio continúe.
Alguien dijo una vez que la Segunda Guerra Mundial no fue una guerra entre países, fue una confrontación espiritual. Tal vez eso sea lo más cerca que podamos llegar de la verdad.

Juan José Flores

Acerca de Juan José Flores -

Dibujante, periodista, blogger y escritor. Recientemente publicó en Amazon, en formato electrónico, la novela Horror en Colonquelú y la antología Cuentos para leer en el smartphone.

Recibe artículos de este sitio por email :

1 comentarios:

Deja comentarios
23:02:00 delete

"......Escuchara cosas terribles de mi persona, pero nadie mejor que usted para dementir esas difamaciones.....",palabras de Adolf Hitler en su despedida a Heinz Linge, su asistente permanente de la Leibstandarte, la tarde del 30 de abril de 1945.

Ardorosos son los deseos por cuanto escritor ve la posibilidad de encontrar errado un detalle de lo que hace a lo siniestro de cortejo mortuorio que siguio al suicidio de Hitler esa fatidica tarde de abril de 1945, sobre un pais en llamas.
Un mundo buscando respuestas , resarcimientos de guerra y la cabeza de un soberano caido en desgracia.
Adolf Hitler se autoelimino la tarde del 30 de abril de 1945, a las 15,30 en Berlin. Dan fe de eso mas de 50 personas que han visto su cuerpo arder en las llamas.
Para eso consultar el libro de MIchael Mussmano, titulado: "Con el jefe los ultimos 10 días"
por dudas escribirme a hans_oster@yahoo.com.ar
LIc. Hernan Schneider

Reply
avatar